lunes, 23 de enero de 2012

Semana -5 para Marasevi 2012.

Semana de pruebas, de miedos, de mirarse a las piernas y escudriñar cualquier molestia, cualquier minimo dolor.
Las visitas al medico y al fisio ya quedaron explicadas en la anterior entrada.
El lunes 11 kms a ritmo suave, por las cercanias de casa, con cuestas y practicamente sin molestias; lo mismo que el miercoles, en llano, en Sevilla, donde hice unos 12 kms, aumentando el ritmo al final, y practicamente sin molestias. El jueves una sesion intensiva de gimnasia, y el viernes otro buen entrenamiento, con 8 kms progesivos, y apretando fuerte al final. Practicamente ninguna molestia.
Y asi llegamos a la tirada larga del domingo. Teniamos una quedada con amigos por el fantastico sitio que es el corredor verde del Guadiamar. La mayoría de la gente iba a hacer unos 30 kms, desde el merendero de Las Doblas a la carretera de Gerena, final del camino de tierra.
Con David, Carmen y Felix, antes de comenzar.
Como se ve en la foto estaba el corredor verde tan bonito como animado, un par de globos aerostaticos tambien estaban dando paseos por la zona.
Mi plan al principio era hacer unos 22 kms a ritmo lento, reservando al principio y caso de encontrarme bien apretar a la vuelta. Al principio comprobé que el grupo iba a un ritmo aproximado de 5:30, y aunque este era mi ritmo previsto para el maraton, pense que lo mejor era ir mas lento al principio, asi que me descolgué e hice solo todo el entrenamiento. Disfrutando del imponente paisaje y la preciosa mañana, una lastima no llevar encima el movil para hacer fotos. La ida fue como digo tanquila y muy bien, asi que me animé para continuar hasta casi 12 kms, a la vuelta aumenté el ritmo y me encontre cómodo entre 5:25 y 5:30, lo malo es que en los dos ultimos kilometros noté cargado el cuadriceps, no se si por los dias de inactividad y empecé a notar una ligera molestias en el gemelo derecho.

Al parar, despues de estirar me noté mas molestias, ya era un dolor apreciable, asi que me fui rapido a casa a ponerme hielo. Luego de estar un rato con el hielo el dolor se fue pasando, hasta quedar en ligera molestia. Esta molestia es por la parte exterior del gemelo y debajo de él. En realidad la rotura estaba en la parte interior, no se si forcé demasiado o simplemente me molesto el gemelo por la inactividad y los masajes del fisio.
Pero tambien me estuve notando durante la tarde de ayer algunas molestias en el pie izquierdo, el que según la doctora del CAMD podria tener roto el escafoides. Tambien le puse el hielo y tomé el enantyum. No me preocupé mucho, hasta esta noche, en que sobre las 4 de la mañana me desperté con bastante dolor en el pie. Y esto es lo que mas me ha preocupado hoy. Luego, al estar durante la mañana andando se me ha ido pasando el dolor hasta desaparecer, como siempre, pero está claro que ahí hay algo.
Ahora es la noche del lunes y sigo con leve molestia en el gemelo, hoy tan solo he hecho ejercicios en casa, y mañana vuelvo a ir al fisio, a ver que me dice sobre el gemelo y sobre todo el pie, no vaya a ser que tuviese que hacerme la resonancia magnetica y buscar si hay esa rotura. No lo creo, porque el dolor solo me aparece durante la noche, pero cualquiera sabe.

Entrenos de la semana:
Lunes: 11 kms ritmo E.
Miércoles: 6 kms E + 6 kms M.
Jueves: Ejercicios con gomas y estiramientos.
Viernes: 8 kms en progresion.
Domingo: 24 kms ritmo M.

Total de kms: 55,36.

La semana que viene toca incertidumbre, sobre todo porque el problema del pie no se acaba de solucionar. Mañana en la visita al fisio a ver que me dice.
Es dificil quitar de la cabeza pensamientos pesimistas como tenia que haber hecho esto o no haber hecho lo otro, pero debo convencerme que el tiempo que queda para el maraton, debo esforzarme para llegar a él lo mejor posible, considerando las circunstancias que tengo ahora mismo, y no pensando que no tengo nada. Pensar que por no poder hacer determinados entrenamientos va a empeorar mi condicion fisica, es lo que me ocurre, aunque friamente no tiene sentido, ya que hay que aceptar la cruda realidad de los problemas fisicos, y hay que preparar lo que queda intentando llegar si se puede lo mejor posible, pero como digo sin olvidar estos problemas. Un entrenamiento pensando como si no tuviese nada, si que me perjudicará notablemente.
El proximo domingo es uno de los hitos importantes de la preparación, la Media Maratón de la Isla de la Cartuja, a la cual estoy inscrito.
En condiciones normales hubiese hecho este dia un total de 30 kms, 9 antes de la prueba, y luego la media a ritmo M. Dadas las circunstancias no sé si seria mejor hacer solo la Media Maraton a ritmo M, o hacer solo 4 o 5 kms como mucho, antes de la carrera. Y es que para el Maraton, y desgraciadamente para mi, todavía quedan 4 semanas completas. Demasiado tiempo, dadas mis circunstancias.

Articulos relacionados por categoria