domingo, 6 de septiembre de 2015

Pretoriana (Sem. 6/10). Reconociendo recorrido Pinares

Esta semana por fin, y después de muchos meses, pasé a correr más de 30 kms. En esta ocasión reconociendo la parte del circuito de La Pretoriana, correspondiente a la zona de los Pinares de Aznalcazar. Junto al amigo Segundo y con mis hijos acompañando en bici, transitamos por los kilometros 45 a 52, y desde el 20 al 45 del recorrido de La Pretoriana. Preciosa esta parte del recorrido, y fantástico entorno.
Aunque quizás lo más importante a reseñar, fue la vuelta después de mucho tiempo, a la Clínica de fisioterapia del amigo Jose Antonio Salas Lluch, el pasado jueves día 3.
En las anteriores tiradas largas ya había acabado con fuertes dolores en las piernas, por lo que al llegar a la clínica ya se vió que las piernas en general pero sobre todo los cuádriceps, estaban absolutamente machacados. Media hora con Jose Antonio, a tope con los cuadriceps. Tremendo dolor. Luego Clara con los gemelos y nuevo repaso final de cuadriceps. Aún no están arreglados del todo. Pero la primera prueba, que llegó el domingo, con 32 kms, fue totalmente satisfactoria. Ningún dolor de piernas!

Martes, 1 de septiembre: 80' CC (13,4 kms).
Celebrando mi dia de cumpleaños, trote algo mas largo de lo habitual. Al principio iba muy fácil, ya luego al final no tanto.

Jueves, 3 de septiembre: Cal + 2x5x500m + Enf (11,6 kms).
Para dosificar el esfuerzo y hacer alguna variante en el entrenamiento, hoy hice 10 series de 500m con 1' de recuperación, pero divididas en dos bloques de 5 series cada una, con 10' de trote entre un bloque y otro. Las series del segundo bloque las intenté hacer un poco más rápido que las otras, en general ha ido bastante bien. El primer bloque 4:35 la mas rapida y 4:45 la mas lenta. El segundo bloque 4:30 la mas rapida y 4:44 la mas lenta. Piernas cansadas pero sin mucho dolor. Listo para la sesion que luego me dí por la tarde de Fisio en Salas Lluch.

Sábado, 5 de septiembre: 4h45 caco (32,4 kms).
Quedo con Segundo para hacer el recorrido de la Pretoriana, cercano a los pinares de Aznalcazar. Quedamos muy temprano, antes de la salida del sol, pero a la hora de prepararnos en el Camping Dehesa Nueva y salir, ya había amanecido.
En esta ocasion se quisieron venir conmigo mis hijos Jose y Javi, acompañándonos en bici.
Salimos en el sentido de la carrera de la Pretoriana por un cortafuegos con mucha arena y que para mis hijos, en la bici se les hace muy complicado avanzar. Afortunadamente dura un par de kms y cuando salimos hacia el cordel ya el camino esta mucho más transitable.
Los 7 primeros kms del entreno coinciden con los kms 45 a 52 de carrera, pasamos por el Cortijo Lopaz donde Segundo hace una parada técnica no traumatica y por La Juliana, para llegar hasta el cruce donde se encuentra el aeródromo. Salvo el inicio con la arena, el resto camino fácil y muy corrible, casi todo en bajada. Las bicis se nos van un poco por delante. Giramos a la derecha, para buscar lo que será el km 20 de carrera, cosa que conseguimos en menos de medio km. Desde este punto y hasta el camping Dehesa Nueva, todo el camino coincide con la carrera. Desde el km 20 hasta el 45.
Hasta llegar a entrar de nuevo en los pinares, terreno continuo ondulado y salpicado por arena. En la zona de eucaliptos, nos encontramos con un paisaje horrible, con todo quemado por un incendio que ha tenido que producirse hace muy poco. Un paisaje tremendamente desolador.
Esto cambia en cuanto entramos a Pinares, Menos problemas con la arena y mucha sombra, aunque el dia esta prácticamente nublado y hace un fresco maravilloso. Atravesando los pinares, cruzamos la carretera y llegamos a una zona más despejada y por caminos muy amplios, que al llegar a un área recreativa, se estrecha y casi perdemos el camino. Una vez vuelto a encontrar, vemos que se aproximan de frente Javier Rodriguez y su mujer Arancha, que se encuentran entrenando por la zona. Un placer volverles a ver y mejor si es disfrutando por este entorno. Nos hacen unas indicaciones del camino y nos despedimos.
Seguimos adentrándonos en el pinar, donde alternamos caminos mas estrechos donde algunas bicis que vienen de frente abusan de la velocidad, con otros tramos mas anchos y de mejor firme. Finalmente llegamos a la cañada real que lleva hasta el vado del Quema, pero que al llegar al Cortijo tomamos a la derecha para volver los últimos 5 kms hacia el Camping. Al llegar al cruce Segundo me dice que si quiero continúe  yo solo trotando (hasta entonces habíamos compaginado trote y andar a partes iguales. Me decido a acabar el entreno trotando, y estos 5 últimos kms me encuentro muy bien. Las piernas nada pesadas gracias al masaje de Salas Lluch. Tan solo paro un par de instantes a beber agua, y lo hago todo del tiron, para acabar en unas 4h45 y a unos 8:50 de media en total.
Gran entrenamiento y dia. Me quedo con la insuperable compañía, con la del amigo Segundo y con la de mis dos hijos con la bici. Estaba nervioso porque no sabia seguro si iban a aguantar o a tener paciencia para esperarnos, pero la experiencia salió muy bien. Disfrutaron bastante. Esta zona la conocen de algun dia de ir a ella de excursión. Pero de la forma que han estado hoy, más que conocerla es vivirla y gozarla. Y desde pequeños se deben acostumbrar a gozar de sitios así.
En cuanto al entrenamiento, me he encontrado muy bien. Corriendo menos que otras veces (13,5 kms andando y 19 kms corriendo), pero aumentando mucho el tiempo de actividad. Y sobre todo que las piernas han sido otras y al acabar no he sentido nada de dolor. Esto se lo debo totalmente a  Salas Lluch. Espero que siga así o mejorando un poquito más. Gracias a él será posible y conseguiré una estupenda carrera.






Articulos relacionados por categoria